HISTORIA: Machu Picchu ya era conocido desde el año 1539


Historiador Rafael Varón demuestra, con documentos antiguos, que perteneció a la encomienda de Hernando Pizarro, hermano de Francisco Pizarro.

 Machu Picchu fue un lugar conocido por los españoles desde muy temprano como una zona de residencia y producción agropecuaria, según demuestran los documentos de pago de tributos de los indígenas. Se desmiente así, la repetida idea de que el santuario fue un espacio de refugio, misterioso y desconocido por el virreinato del Perú.

Rafael Varón Gabai (*).
Machu Picchu era la residencia real del Inca Pachacútec, quien conquistó la zona durante su gobierno y mandó construir el lugar que luego se convertiría en su mausoleo.

La ciudadela inca formaba parte de las tierras personales del Inca, que también abarcaban un largo trecho del río Willcamayo (Urubamba), desde Torontoy hasta Chachabamba y Choquesuysuy en el fondo del valle (1).

Al inicio de su reinado, Pachacútec había conquistado Vitcos, adonde acudía por la ruta de Piccho –lugar también nombrado Piquicho y Picho en los documentos antiguos–, y que se refiere al actual Machu Picchu. En una campaña posterior, el Inca conquistó Amaybamba, prefiriéndose en adelante esa ruta para llegar a Vitcos por lo que quedó en desuso la ruta de Piccho. Así, a la llegada de los españoles la ruta de Piccho no era muy transitada y no llamó su atención (2).

Machu Picchu y los otros lugares edificados por Pachacútec en la zona tenían tierras agrícolas en producción, pero esta se limitaba al abastecimiento de la panaca del Inca. Ahí debieron residir sobre todo personas instruidas en aspectos rituales, calendáricos y tecnológicos.

La conquista y colonia
Como resultado de la conquista del Perú, los españoles tomaron en recompensa a grupos de indígenas –a los que llamaron encomiendas o repartimientos– que estaban obligados a pagarles tributo.

Hernando Pizarro, hermano del líder de la conquista y también partícipe de la expedición, recibió como encomienda a los indígenas que habían pertenecido a las propiedades del Inca Pachacútec (3).

La encomienda, que incluía el valle de Picho, es decir, Machu Picchu, entre otras propiedades de la región, le fue otorgada por provisión de Francisco Pizarro, en el Cuzco, el 26 de abril de 1539 (4).

Es así que aparece por primera vez en la documentación una mención al actual Machu Picchu como espacio de residencia y producción.

Machu Picchu en 1549
El monto del tributo exigido a los indígenas fue ajustado periódicamente de acuerdo a la cantidad de tributarios y las condiciones del medio.

En 1549 el licenciado Pedro de la Gasca, presidente de la Audiencia de Lima y encargado del gobierno del virreinato, ordenó la primera evaluación de la población indígena y sus recursos, y a partir de ella fijó los tributos que en adelante los indígenas pagarían a los españoles.

Este listado de tributos, conocido como la ‘Tasa de Gasca’, incluía el repartimiento de Piquicho. Del documento se desprende que era un repartimiento pequeño, de tierra cálida, que debía entregar de tributo al encomendero, Hernando Pizarro, 50 cestos de coca por cada mita (tres al año), 12 costalejos de ají, jáquimas con sus aditamentos, sogas y otros accesorios de cabuya, hilo de algodón, ojotas y fruta, así como alimentos para el cura doctrinero. En función al tributo pagado se puede estimar en 150 el número de tributarios u hombres adultos ).

Una vez más, diez años después, en 1559, el virrey Marqués de Cañete envió al visitador Damián de la Bandera a este repartimiento.

Debido a la reducida población que encontró se disminuyó el tributo del cacique Hernando Macori.

Aun así, en enero de 1561 los indígenas no pudieron cumplir con su cuota y entregaron únicamente 31 cestos de coca de los 35 que ahora tenían fijados en cada mita.

La población iba debilitándose y disminuyendo, siguiendo la tendencia a la marcada mortandad y baja demográfica que caracterizó, desde la conquista, a todo el territorio del antiguo Tahuantinsuyo (6). Pero Machu Picchu, si bien discretamente, se mantuvo habitado y sus pobladores fueron conocidos y participaron de la vida del virreinato.

Referencias
(*). Historiador. www.varonconsultores.com
(1). Según las investigaciones de Luis Miguel Glave y María Isabel Remy, y del Dr. John Rowe.
(2). Según el Dr. John Rowe.
(3). Según las investigaciones de la Dra. Catherine Julien.
(4).  Provisión de Francisco Pizarro por la que otorga encomiendas de indígenas a Hernando Pizarro por sus servicios en la conquista y en la captura del Inca Atahualpa fechada en Cuzco, el 26 de abril de 1539. Copia de Los Reyes, 27 de marzo de 1573. AGI, Escribanía de Cámara 498-A, f. 1017v-1021r.
(5.) Tasa de Gasca de 1549, AGI, Patronato 90-B, N° 1, R° 43. En: Rafael Varón, La ilusión del poder. Apogeo y decadencia de los Pizarro en la conquista del Perú. Lima: IEP-IFEA, 1996, p. 335.
(6.) Visita del Marqués de Cañete de 1559, AGI, Escribanía 498-A, f. 1118v-1121. En: Ibid.
Fuente: Larepública.pe
Comparte en Google Plus

Autor FÉLIX RODRI

Artista, folclorista y activista político/cultural. Apasionado investigador y difusor de la cultura peruana. Editor en jefe de la Revista Virtual Perú Folklórico y colaborador en otras plataformas similares.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :