8 jul. 2016

NOTICIAS: Advierten que biopiratas se quieren llevar nuestra mashua negra


Hace dos años biopiratas chinos llegaron al Perú y se llevaron la maca para cultivarlo en su país; hoy la mashua negra sería el próximo objetivo.

Hace dos años la biopiratería china llegó al Perú y se llevó la maca por toneladas. Aparentaron venir por el alimento pero en realidad querían la semilla para producirla en su país sabedores de sus demandadas propiedades.
Hoy el gigante asiático cultiva  unas 20 mil hectáreas de maca y pretende desplazar a Perú, como principal productor mundial de este valiosísimo bulbo, con consecuencias poco menos que desastrosas para los productores locales.

la Comisión Nacional Contra la Biopiratería ha lanzado una nueva alerta: la mashua negra sería el próximo objetivo de los biopiratas. Si no queremos que suceda lo mismo que con la maca no debe salir material genético (semilla) de nuestro país por más alto que fuere el precio que ofrezcan por ella. 
Propiedades anticancerígenas
Las bondades de la  mashua negra son conocidas en la sierra central altoandina desde tiempos muy antiguos. No obstante, sus propiedades antioxidantes y anticancerígenas han sido estudiadas recientemente por universidades nacionales y del extranjero, comprobándose que ciertas variedades de mashua negra triplican la cantidad de antioxidantes que posee el maíz morado.
“Estos antioxidantes eliminan los radicales libres y en consecuencia se convierten en un preventor de células cancerígenas. Un componente adicional al antioxidante o antocianina son los Glucosinolatos también presentes en la mashua negra que son igualmente preventores de la aparición de células cancerígenas” manifestó a AgroNegociosPerú  el Ing. Meyer  Oscanoa León, quien también es productor y comercializador de este tubérculo.
Se ha encontrado que la mashuas negras son los únicos vegetales que contienen juntos esos dos elementos preventores de las células cancerígenas, agregó
El arándano, por ejemplo, tan sólo tiene antioxidantes pero no tiene glucosinolatos, el brócoli sólo tiene glucosinolatos pero no tiene antioxidantes, explicó.
Oscanoa advierte que el gran potencial de la mashua negra apunta al ámbito farmacéutico más que al alimentario. No obstante aclaró que estos estudios preliminares, aún  no pueden certificar definitivamente sus potencialidades, es por eso que a través de su empresa Peruvian Organic Superfoods S.A.C está llevando a analizar diversas variedades de mashua negra a un laboratorio en Italia de donde espera obtener resultados definitivos.
“SI ESTAS INVESTIGACIONES SE CONFIRMAN MUCHOS PAÍSES VAN A QUERER VENIR TRAS LA MASHUA”.
Oscanoa, que produce mashua en Junín, advierte que el caso de la biopiratería de la maca va ser replicado con la mashua y está siguiendo exactamente los mismos pasos.
“Es similar. Aprovechando que estuvieron en Junín por la maca, conocieron la mashua, la analizaron, y también se la llevaron. Esa demanda a precios exorbitantes de  220 a 250 soles (pagaban por material genético)  provocó que el año pasado se sembrara mucha mashua con la expectativa de que los chinos volverían a comprar el producto pero eso no ocurrió y este año la producción se quedó sin vender”, comentó.
Según Oscanoa los chinos ya estarían manejando bastante información sobre este producto. El precio de la mashua en Junín el año pasado fue de 250 a 300 soles/Kg. pero al salir al extranjero ese precio se convierte en US $250 aproximadamente por kilo de producto fresco.
Al igual que en el caso de la maca, los agricultores invirtieron el año pasado mucho dinero prestado para tener grandes producciones este año comprando semilla a altos precios para encontrarse ahora con un mercado que está totalmente saturado.  Se calcula que sólo el 5% de la producción se está vendiendo.
Además, a raíz del escándalo de la maca el Estado se puso riguroso en los controles y no ha permitido más la salida de bulbos frescos tanto de maca como de mashua. Hasta el año pasado todavía salían bulbos deshidratados sin mayor tratamiento pero ahora en cambio salen irradiados, lo que no permite el crecimiento de la planta y su reproducción.
Aún no contamos en el Perú con laboratorios de primer nivel para el caso de investigaciones para productos farmacéuticos, se han hecho estudios preliminares en la Universidad agraria, pero no hay mucha profundización en glucosinolatos, agregó Oscanoa.
Biopiratería genera graves problemas sociales
Pablo Luna Aguilar, presidente de la Asociación de Productores Agropecuarios Junín manifestó que el caso de biopiratería de la maca dejó graves secuelas en esa región. “Tenemos un grave problema social, nunca tuvimos el mercado, todo fue una especulación. Son unas 500 familias  con cerca de 2,000 hectáreas sembradas de maca  que invirtieron en tierras, semilla cara, empeñaron sus cosas, pidieron préstamos a Agrobanco y ahora se encuentran endeudadas y sin poder vender su producto”, manifestó.
Perú es líder en la protección de sus recursos genéticos
El Presidente de la Comisión Nacional contra la Biopiratería , Ing M.Sc Andrés Valladolid advirtió que ya hay mucho interés dentro y fuera del país por la mashua negra como negocio incluso hay cursos sobre exportación y uso de este producto. “Por eso el año pasado desde la Comisión hemos lanzado una alerta para que las entidades que tienen la mashua negra en sus bancos de germoplasma tengan mucho cuidado al momento de distribuirla”.
“MUCHOS TOMAN COMO UN ACTO DE BUENA VOLUNTAD EL COMPARTIR NUESTROS RECURSOS Y SE LO DAN A OTROS CIENTÍFICOS. NO PUEDE DARSE NUESTRA BIODIVERSIDAD DE CUALQUIER MANERA, HAY REGLAS QUE CUMPLIR”, ADVIRTIÓ VALLADOLID
Y es que ser dueños de la más rica  biodiversidad del mundo tiene sus riesgos. Los países más desarrollados, aquellos que emplean ejércitos de investigadores y científicos en búsqueda de superalimentos y supermedicinas tienen en la mira puesta en nuestra vasta despensa natural.
Ing. M.Sc Andrés Valladolid, presidente de la Comisión 
Nacional contra la Biopiratería.
En el mundo existen 11,690 solicitudes de patentes  sobre recursos de nuestra biodiversidad. De ellas la mayor cantidad giran en torno a la tara (3,989), el yacón (3,211), y la maca (1,406).
La lista es interminable también hay codicia por la uña de gato, la quinina roja, el maíz morado, algodón de color, camu camu, paico, guanábana, achiote, lúcuma, Palo de Rosa, etc.
“Felizmente , el Perú es líder en la protección de sus recursos genéticos  y sus conocimientos tradicionales. Tenemos normas que regulan el acceso al recurso biológico y genético por lo tanto cuando un tercero quiera acceder tiene que hacerlo con un permiso del Estado peruano”, manifestó Valladolid.
Textos y fotos: Norma Rojas
Fuente: www.agronegociosperu.org
Anuncios: