PERUANOS ILUSTRES: Viviano Paredes, el niño ancashino héroe de la batalla de San Juan


Este niño héroe olvidado, de sólo 12 años, nacido en Huaraz, siguió a su padre, que era sastre y a su lado peleó en la Batalla de San Juan, el 13 de enero de 1881, bajo las órdenes del general Cáceres. Murió tras recuperar el Pabellón Nacional en manos de los chilenos. Esta es una historia que vale la pena conocer y compartir.

Nació en Huaraz (Áncash); Tenía solo 12 años (probablemente del Colegio “De la Libertad” de Huaraz, siguió a su padre, que era sastre o zapatero y a su lado peleó en la Batalla de San Juan, bajo las órdenes del general Cáceres. Viviano

Cuando los chilenos amenazaban con invadir a Lima, a fines de 1880, de Ancash fueron a defender la capital cientos de ancashinos. Uno de ellos fue un humilde zapatero huaracino a quien siguió tercamente su pequeño hijo de apenas 12 años.
Debido a que no se ha hallado una imagen del niño héroe, compartimos esta imagen
que pertenece al niño Carlos Benavides, lo fotografiaron uniformado para la guerra,
es de la época de Viviano Paredes, fotografía de 1890.
(Fuente: RUNA CHAY PERÚ)
Este niño, de nombre Viviano Paredes escribiría una de las páginas más sublimes de heroísmo infantil. Viviano Paredes ayudaba a los soldados alcanzándoles pólvora y municiones. Cuando las tropas chilenas asaltaron la trinchera donde se encontraba el niño, mataron al portaestandarte del batallón y tomaron la bandera para declarar ejecutada su victoria; es entonces cuando surge entre el humo de los disparos el pequeño Viviano Paredes y en un acto de sublime heroísmo arrebata el glorioso bicolor nacional a los chilenos retornándolo a las filas peruanas.
Los soldados chilenos al darse cuenta que han sido burlados, con ira dirigen sus disparos contra el cuerpo del pequeño. Gravemente herido, el niño héroe, en un supremo esfuerzo logra entregar la bandera peruana a los defensores.
El escritor José Luis Torres, recoge el gesto inmortal de este pequeño ancashino. Él también nos dice que falleció desangrado en los cerros de San Juan, el fatídico 13 de enero de 1881.
Enterramiento de los soldados caídos en el campo de batalla
Hasta hace poco, a la altura del puente Atocongo, en Lima, en San Juan de Miraflores, en los pilares del tren eléctrico, el ejército había hecho pintar entre laureles los nombres de cincuenta jefes y oficiales que ofrendaron su vida en la batalla de San Juan. Entre tanto nombre de coroneles, capitanes y tenientes, había un solo nombre sin grado militar, era el de Viviano Paredes, el niño huaracino que nos legó tan grande demostración de amor patrio. Viviano Paredes, niño héroe de la guerra con Chile. Su ejemplo imperecedero merece la mejor de las alabanzas y homenajes. Ahora que vivimos una época de crisis de valores, debemos buscar íconos que nos permitan elevar en la niñez y juventud, el nivel de conciencia cívica y moral. Su profundo amor a la patria, y su sentido del deber, tienen que ser ejemplo para todos los niños del Perú.
Sería justo que algún colegio lleve el nombre de Viviano Paredes, que las promociones escolares lo tengan como adalid y ejemplo. Pueblo que no reconoce el valor de sus héroes, no merece estar a la altura de ellos.
El dato:
Los ancashinos acudieron en masa al llamado de la Patria. Apenas se supo del inicio de la guerra, los alumnos del 4° y 5° año de Secundaria del Colegio “De la Libertad” de Huaraz, se alistaron en las filas del ejército. Hasta el final de la guerra, se calcula que un total de cinco mil ancashinos participaron de la contienda. (Fuente)
Fuentes: trazos HISTORICOS DEL PERU / www.undiacomohoyhuaraz.blogspot.pe
Anuncios:
Comparte en Google Plus

Autor FÉLIX RODRI

Artista, folclorista y activista político/cultural. Apasionado investigador y difusor de la cultura peruana. Editor en jefe de la Revista Virtual Perú Folklórico y colaborador en otras plataformas similares.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :